viernes, 9 de abril de 2010

Tierra de temporal - Pablo Moncayo - OFUNAM

Esto es una de las Sinfonías (así, con mayúsculas) más hermosas que he escuchado, por alguna razón que desconozco casi no se interpreta, amor por lo extranjero y sin por ello ser chovinista, así que marginamos a Moncayo y nos privamos de este bello poema sinfónico.

Siempre me acuerda de un camino con pirules a los lados, todo de terracería y llevaba de las parcelas a Santiago de Cuenda, por las tardes al caminar y recorrerlo a pie o en caballo, el olor de la tierra después del riego o bien en esas tardes de verano cuando el trigo es maduro y se torna dorado al irse ocultando el sol en ese cielo azul y malva, es de una ternura, tan dulce, realmente esta pieza es un juego de sentimientos y emociones, sensaciones que son carne y gozo.

Tierra seca, tierra que se abre esperando la semilla, tierra que se va con el viento, tierra que sacia su sed con el agua que refresca y son lagrimas, tierra que da alimento, trigo que es pan y trabajo, manos duras y fuertes, trigo que es harina, harina que es pan, pan que es comida, comida del pueblo, comida de la tierra de temporal.

La vida a veces da los mejores momentos en las cosas más simples, solo esta en mirarla y sentirla, en aprender a estar en ella.

Espero les guste, escuchenla comodamente, cierren los ojos y como hojas solo vuelen con el viento.

video

No hay comentarios:

Publicar un comentario