domingo, 25 de abril de 2010

Pasele, pasele marchante, solo son tres de Eduardo Galeano



Y a mí que, si él nació en un lugar o en otro, lo importante es que se le ocurrió nacer en esta América nuestra, así, podría muy bien decir quiénes son sus padres y que estudio, las escuelas a las que asistió y el nombre de sus maestros, los grados obtenidos, sus viajes, sus amistades y enamoramientos, pero aso a veces no es necesario, porque a veces, surgen como flores y canto seres humanos maravillosos, así que la mejor biografía de Eduardo Galeano está escrita, esta dicha por él en las venas de nuestra América, en el fuego que es historia, en cada acto, en cada paso, en cada palabra.
Que este hombre, sencillo, amable, valiente y contundente, recto y generoso sea quien por si mismo nos diga un poco de lo que él sabe.
Con todo mi afecto.
Alejandro

video
«Ahora las torturas se llaman apremios ilegales. La traición se llama realismo. El oportunismo se llama pragmatismo. El imperialismo se llama globalización. Y a las víctimas del imperialismo se los llama países en vía de desarrollo» (En portada: “El orden criminal del mundo”. [TVE])

«De las barbaridades que el bicho humano es capaz de cometer... en la guerra entre el Bien y el Mal [Sobre la campaña "antiterrorista" de George W. Bush], siempre es el pueblo el que pone los muertos, y la verdad es que, hoy por hoy, hasta en el lenguaje se repite lo de siempre, porque cuando uno escucha los discursos de los líderes victoriosos -sobre todo de Bush que es ahora el gran jefe de esta Cruzada del Bien contra el Mal-, uno está escuchando los parlamentos de Súperman o de Batman, que son sus ideólogos, sus inspiradores; es una visión facilonga del mundo que reduce la Tierra al combate entre Dios y Satán, y por supuesto que cada uno de los grandes jefes terroristas -o del terror de Estado, o del terror privado, o del terrorismo de la maquinaria militar o del terrorismo de los fundamentalistas religiosos, o hasta los locos sueltos que andan por ahí-, cada uno de ellos cree que tiene línea directa con Dios, y yo me pregunto: "Pero, y hablan con Dios?, pero, y cómo? por mail?, por faz?, por teléfono?" A ver si me pasan la dirección, yo que tanto creía en Él cuando era chico! Me gustaría preguntarle: "Oye Dios, pero a que ángel le has encomendado la distribución de los bienes terrenales?, cuál es el ángel que se ocupa de distribuir en el mundo los panes y los peces? Ha hecho muy mal su tarea. Yo creo que mejor sería que lo destituyeras de una vez."»

video
«Debo, luego soy.» ("Mea culpa", Ser como ellos, p. 44)

«El automóvil, el televisor, el vídeo, la computadora personal, el teléfono celular y demás contraseñas de la felicidad, máquinas nacidas para ganar tiempo o para pasar el tiempo, se apoderan del tiempo.» (Ser como ellos, p. 119)

«El poder es como un violín. Se toma con la izquierda y se toca con la derecha» (“Días y noches de amor y de guerra”, p. 17)

"Son cosas chiquitas. No acaban con la pobreza, no nos sacan del subdesarrollo, no socializan los medios de producción y de cambio, no expropian las cuevas de Alí Babá. Pero quizá desencadenen la alegría de hacer, y la traduzcan en actos. Y al fin y al cabo, actuar sobre la realidad y cambiarla, aunque sea un poquito, es la única manera de probar que la realidad es transformable."

video

No hay comentarios:

Publicar un comentario